último poema radioactivo






de repente
el árbol está enfermo


mi religión duerme


la verdadera falta es no respirar
sin ser capaces de apoyar el rostro
a las paredes finales del mundo

no se puede escribir esto sin furia

sin las veredas enemigas donde amé tu pausa

donde flor de colina era soledad

ahora no sé qué letras sostendrán el otoño

de repente el aire es de vidrio

los pájaros mueren curiosamente



nadie le sopla círculos a la mirada

la noche ha crecido


“toda su calma da pánico”


. . .
incluido en el libro "Bienvenido Peligro", de pronta aparición en todas las verdulerías
de mi barrio, dondequiera que eso sea.

que duerman bien...si pueden

4 comentarios:

Dani The Girl dijo...

tenes magia en la manos, man!

lucas dijo...

ese era harry póster, dani!

gracias...
el lenguaje es un pedernal que podemos tallar a nuestra estatura.

es algo que jamás me hará rico,
pero soy un cabrón con vocabulario.

gracias por pasar por aqui *

SILVINA E. dijo...

todo lo que escribis,da ganas de leerlo de arriba para abajo,de atras para adelante...es como una montaña rusa que marea y a la vez jeroglificos indescifrables...tas bien?

lucas dijo...

creo que no he estado mejor, sil

sucede que a veces el mejor de unos es el stalingrado de otros, y así

yo voy con mi pequeño hongo atómico sobre los hombros, y a veces hasta me animo a compartirlo con ustedes.

es verificable, usted que dice?

gracias por caminar por esta vereda
xxx